Instituto Santa Teresita

En el INSANTE ofrecemos una experiencia formativa en valores ANUNCIATOS que permite a cada estudiante desarrollar un proyecto de vida dirigido a un crecimiento continuo y a transformar el mundo a su alrededor, formando líderes que generen una respuesta a las inquietudes del mundo moderno. Conscientes de lo que los rodea y dejando huella en la sociedad. Por eso te invitamos a ser parte de la gran familia INSANTE.

Testimonios de Nuestra Comunidad INSANTE

Siempre aposté por una enseñanza académica de calidad y fue en el Instituto Santa Teresita, donde encontré el compromiso permanente por la excelencia, que acompañado del dialogo y la cooperación entre la familia y lo académico logran así un aprendizaje significado en sus egresados. Estudiar allí significa para mi orgullo y agradecimiento infinito, fue mi hogar por 7 años donde a través de las hermanitas de la Anunciación y en especial de la Hta Nancy, valores, principios y el amor de Dios y así poder trazar mi proyecto de vida con una base moral, ética y espiritual. Gracias a todo lo anterior he podido lograr mi mayor sueño ser Neuróloga Infantil.

Leidy Rossana Obregón Gómez

Exalumna, M.D. Neuróloga Infantil

Las Hermanitas de la Anunciación estamos matriculadas en una escuela espiritual dónde aprendemos a conocer y vivenciar virtudes como: Fe, amor, servicio, alegría, humildad, pureza, generosidad, sacrificio, obediencia, sencillez y abandono a la voluntad de Dios, me siento muy feliz de consagrar mi vida a Dios, de darlo todo en el Instituto santa Teresita y trabajar por su reino de amor.

Hta Mari Andrea Cala

Hermanita de la Anunciación, Orientadora

El Instituto Santa Teresita fue el lugar y la condición de posibilidad de hacer comunidad, aprender, jugar y crecer junto a maravillosos amigos. La huella de la comunidad de la anunciación permanece conmigo, inscrita en el corazón, pues allí fui feliz. He admirado la calidez, gestión y calidad educativa de INSANTE, cuyo horizonte sigue atrayendo hoy. Prom Summer, 2010.

Pbro. Hernán Antonio Arciniegas Vega

Exalumno, Sacerdote

Hola, me llamo Santiago López, soy estudiante del grado 11 promoción Widerstand y hago parte del Instituto Santa Teresita desde hace 13 años. La comunidad Insante ha sido mi familia durante estos años escolares, en los cuales me ha aportado en todos los aspectos de mi vida (académicos, disciplinarios, sociales, artísticos y espirituales); me ha atribuido habilidades y competencias como son el liderazgo, la convivencia y la perseverancia. Valores esenciales como el respeto, la responsabilidad, el compañerismo, el servicio, la empatía y el amor se me han sido reforzados en INSANTE. Actualmente me doy cuenta que más que los conocimientos adquiridos que han sido fundamentales, lo verdaderamente importante son los principios y valores que he podido adquirir a mis 16 años. Hoy más que nunca agradezco infinitamente a Dios por permitirme hacer parte de la institución, que no solo me ha hecho crecer como estudiante sino que también me ha formado como un ser humano integral ; doy gracias a la hermanita Nancy, a las hermanitas, a los coordinadores, a todos mis docentes, a mis compañeros, al personal administrativo y operativo, y a todas y cada una de las personas que han hecho parte de mi proceso estudiantil por todo su aporte y por todo lo compartido con todo el corazón.

Santiago López Rojas

Alumno Anunciato

Me siento bendecida porque he vivido todas las etapas que se pueden experimentar en el colegio, como estudiante, como egresada, como colaboradora y como madre de familia; me siento identificada con el legado que han dejado todos los orientadores y hermanitas.

Siempre he pensado darle a mi hija lo mejor y sin duda alguna la educación que recibe en el INSANTE se extralimita a mí querer.

Nazly Castellanos Mendoza

Coloboradora, Exalumna y Madre de familia

Ser orientadora anunciata ha sido sinónimo de bendiciones y aprendizajes en mi ámbito personal, profesional y espiritual. Una experiencia que por casi dos años llevo con responsabilidad y amor todos los días, la institución no solo me abrió las puertas confiando en mi trabajo como formadora y guía de los niños y las niñas, sino también para ser parte de una comunidad que trabaja en un objetivo en común: el desarrollo integral de la sociedad presente y futura.

Deicy Lorena Soto Ramírez

Orientadora